miércoles, 7 de agosto de 2013

Nosotros escogemos a quién dejamos entrar en nuestro mundo.

Si me lees quiero decirte que te echo de menos, quizás más de lo que desearía en estos momentos, quizás más que cualquier beso tuyo. Sólo echo de menos tu compañía cuando hablábamos hasta las tantas, cuando jugábamos al "capaz o incapaz", cuando íbamos al Delicias a comer, cuando nos sentábamos como los abuelitos en los bancos a comer pipas, echo de menos que me critiques por todos los estados de Tuenti que pongo, echo de menos tu manía de meterte con mis grupos de música y los textos que escribo, por ejemplo este. 
Quizás quiera volver a lo que teníamos antes por todo lo que había olvidado y me han venido poco a poco a la mente como son la frase que puse en el MSN que decía "Quiero ser lo peor de tu vida ¡Já!" y que tuve que estar mucho tiempo intentando explicártela para que no lograras entenderla al final, o las pizzas que nos comíamos donde siempre, las veces que me conectaba a cualquier sitio para recibir tu "holaa", o las veces que me mandabas "bsos" antes de acostarte que hacían de mí una mejor persona, o de tu fotografía en frente del espejo con mi camiseta favorita, o las conversaciones criticando a los profesores, por las discusiones que teníamos cuando había partido del Málaga CF o los mensajes de texto cuando España ganaba algún partido en el mundial, o la vergüenza que pasaba cada vez que me acercaba a ti para cualquier cosa, o ese olor que me llegaba a mí cuando me explicaste matemáticas en la biblioteca. Creo que ese día fue de los mejores días que he tenido porque estabas allí, explicándome como hacer unos ejercicios para un examen, que luego aprobaría con un 10.
Porque sé que son momentos que jamás voy a poder volver a vivir pero que un día me hicieron la persona más feliz del mundo, porque hay momentos que no cambiaría y estos son de esos momentos. Gracias por estar ahí siempre que lo he necesitado o incluso solo por diversión. 
Nosotros escogemos a quién dejamos entrar en nuestro mundo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario