domingo, 19 de mayo de 2013

Líos, pesadillas, desamor.

No sé que tengo que hacer en estos momentos. No sé si lo mejor es que escriba aquí y que me leas o dejarlo como está. No sé si debo hablar o callarme para siempre. No sé si ahora mismo quieres saber algo de mí o deseas con todas tus fuerzas que desaparezca. 
Estoy demasiado confusa que las lágrimas que no salen me nublan la vista. Debería ser fuerte, DEBERÍA. No lo consigo y creo que nunca lograré ser lo suficientemente fuerte como para que esto no me afecte. Todo esto viene desde el principio de los principios cuando perdí la confianza en mí, cuando dejé de quererme, cuando me di cuenta que todo mi alrededor estaba mal por mi culpa.
Sinceramente, jamás me perdonaré acabar como me imagino en mi futuro. No seré feliz por el simple hecho de que quien pensaba que sería el amor de mi vida, es el de otra persona.
Volvemos a lo de siempre, mi lucha.

No hay comentarios:

Publicar un comentario