domingo, 15 de diciembre de 2013

No sé mirar hacia arriba

"Ella necesita olvidar, superar y admitir todo lo que le ha pasado. Le cuesta pero lo intenta. Se esfuerza por mirar atrás con una sonrisa y esperar un futuro incierto con esperanza. Porque dicen que la esperanza es lo último que se pierde. Quiere sonreir pero le cuesta hacerlo. No sabe porqué está así, no sabe porqué llora por cada cosa que le dicen, no sabe reírse de lo malo porque, al fin y al cabo, sigue siendo una niña pequeña encerrada en una adulta de 19 años.
Porque en estos momentos no sabe si saltar por el balcón o esconderse debajo de las sábanas a esperar a que alguien la saque de este agujero.
De lo único que está segura, es que sola no puede y menos con este pensamiento."
Escritos de una fotógrafa empañada en lágrimas

domingo, 1 de diciembre de 2013

Todo lo que deseas puede volverse en tu contra

"¿De verdad le merecía la pena estar así? Es decir, ¿sufrir por alguien que no se sabe si volverá? A pesar de todo lo que ella sentía por él, no encontró el motivo de su sufrimiento. La había dejado sin palabras, sin hechos, sólo con una mirada. Eso fue suficiente porque cuando una persona ya no te quiere, se le refleja en los ojos. Uno no vuelve a mirar de esa manera. Ella se dio cuenta hace mucho tiempo y desde entonces no ha podido disfrutar de una alegría que durara más de cinco minutos. Quería ser feliz, lo deseaba más que cualquier cosa.
No sabe como pasó, pero se dio cuenta de la pérdida de tiempo que ésto le generaba. Pensaba que estar triste no iba a salir tan caro pero se equivocó. Estaba triste por alguien, por una persona que se fue sin explicaciones. A lo mejor había otra o simplemente se cansó de ella y de todo lo que traía consigo. A pesar de todo, se ha dado cuenta de que la felicidad depende de ella y de nadie más, que sea feliz no significa que no le preocupen las cosas. Pero a partir de ahora siente y tiene la necesidad de ver las cosas de otra manera. 
La felicidad que él le generaba se ha ido pero sigue habiendo maneras de ser feliz. Sigue existiendo algo que le apasiona y que sabe que si ella no lo abandona, ésto no la abandonará a ella: la fotografía. Ama hacer fotos y cuando tiene una cámara en la mano no le importa el resto del mundo. Lo que tiene que conseguir ahora es que la sensación que tiene cuando lleva una cámara le dure más tiempo, que no necesite del aparato para llenarse de vida.
Tiene 19 años y una vida por delante. No sabe si será maravillosa o no pero lo que sí sabe es que no merece la pena jugar por una recompensa que se irá de nuevo."
Una fotógrafa con una visión totalmente distinta a la de ayer

sábado, 30 de noviembre de 2013

No esperes a que lleguen esas palabras

"Todos los días se tropezaba con una nueva piedra, o incluso, se encontraba piedras en las que ya había caído. No sabía como salir de aquel tunel porque cuando veía un resquicio de luz, volvía a caer, daba marcha atrás y se quedaba en medio de la oscuridad. Sigue sin saber como salir, se encuentra encerrada en una vida que no cree que merezca porque no entiende que ha podido hacer para tener esta mala racha. Porque así lo llama todo el mundo: "una mala racha".
Porque se levanta por las mañanas oliendo el perfume de él que a ella tanto le gusta. Por más que intenta camuflar ese olor, no puede. Sale de su casa y todo le recuerda a ese tiempo en el que creía que la amaba. Se encuentra recuerdos de un pasado que a ella le hacía feliz. 
Ella no intenta olvidarlo porque sabe que es para nada, pero el tiempo tampoco le ayuda para superar todo lo que ha estado pasando. No encuentra ningún apoyo con el que puede contar para estabilizar su vida. Le encantaría salir de esta. Le encantaría mirarle a la cara y no sentir nada, ni amor ni odio sino una simple indifenrencia. A pesar del tiempo que ha pasado, sigue queriéndole. No encuentra el motivo para hacerlo pero sabe que ha vivido con él momentos que nadie le ha querido dar. Porque de verdad o de mentira, él ha sido el primero en demostrar que es posible que alguien esté enamorado de ella. Le ha enseñado que es posible conseguir las cosas si uno cree en sí mismo. Le ha mostrado un camino que ella había evitado, dónde ella consiguió quererse por un tiempo, no se sentía fea, ni gorda, ni inutil. Cuando se dio cuenta que ya no sentía nada por ella, se fue de ese camino pues sabía que sóla no podía continuar. No ha podido continuar en ningún otro camino, está estancada esperando que alguien la coja de la mano y le diga que todo saldrá bien, y que realmente salga bien.
Sabe que esa persona es él, que nadie más va a poder sacarla del tunel. Así que, como otro día más, esta esperando a que vuelva él y su amor por ella."
Una fotógrafa que hoy se siente más perdida que nunca

miércoles, 27 de noviembre de 2013

Hay paredes que se traspasan

"Ella sabía que iba a ser complicado. Desde la primera vez que le dijo "te quiero" ella supo que no iba a ser fácil ser feliz. La segunda vez que consiguió sacarle esas palabras, habían pasado cuatro meses. Ahora que recuerda ese tiempo, tiene la impresión de que estaba hablando con otra persona totalmente distinta. Sabía que no la quería, en ese tiempo no había amor por parte de él pero ella sabía vivir sin ello. Era su mejor amigo, no sabe como lo consiguió pero llegó a contarle intimidades habíendo pasado un momento tan icómodo como declararse a otra persona. Ahora que las cosas han cambiado, ve a una persona totalmente distinta a la que era. No quiere verlo, pero sabe que en el fondo ambos son iguales.
Son iguales de cobardes. Ni él ha tenido el valor de despedirse ni ella ha sido capaz de exigir una despedida. Ella no ha sido lo suficientemente valiente como para quitar sus recuerdos en señal de superación, los ha dejado tal cual por miedo a que desaparezca para siempre. No se da cuenta que es una tontería esperar algo que se ha ido. Se ha ido, se fue, y no volverá. Es lo suficientemente inocente para pensar que algún día le llegará un mensaje, aparecerá una llamada perdida o tocarán el timbre y saldrán de aquellos labios tan apetecibles las palabras que ella un día tuvo la desgracia de pronunciar: "te quiero".
Porque en el espejo ella ve a una simple mujer y justo detrás, el hombre que en un ayer la quiso, o al menos eso decía."
Una fotógrafa con síndrome de distancia

martes, 19 de noviembre de 2013

Son las 4 y media de la mañana

"Conocía las consecuencias de sus actos pero también sabía que iba a cometerlos. Ya se lo advirtió una vez y ambos decidieron que fuera así. Sabe que en horas se le habrá olvidado o no querrá acordarse de lo que han hecho. Él seguirá igual de indiferente, de frío, de distante y ella lo mirará con la misma tristeza con la que lo miró la primera vez que descubrió que ya no la quería. Volvía a hacerse daño después de tanto tiempo mentalizandose de que se acabó. Es más, ella sabe que lo que han hecho le hará más daño que la despedida que no recibió. Porque él se fue así, sin más. Sin pedir permiso para salir del corazón de ella, de su vida. Porque se fué sin dejar nota, sólo el rastro de unas lágrimas que ella no podía parar.
¿Quién besó primero? Fueron esos chupitos de tequila. Esa dósis de alcohol que ambos se metieron en el cuerpo y que llegaron al beso más cálido que nunca habían probado. Una lengua que no dejaba de meterse en medio, una respiración que apenas podía camuflarse, unas caricias que dejaron marcada la piel de los dos. Y en pocas horas ambos tenían que volver a una realidad con su toque a resaca. 
Lo peor de esas horas de un supuesto amor es que tenían escrita la palabra "adiós". Llegó esa despedida que ella no quería encontrar pero que, en una noche de fiesta, fueron pronunciados por los labios que ella tanto deseaba, pronunciado sin decir palabra, sólo con besos."
Una fotógrafa plasmando lo que su cabeza por las noches le grita

jueves, 7 de noviembre de 2013

El futuro es incierto

"Ella se subió en el autobús esperando que el que un día le quiso estuviera esperándole en la última parada, pero no apareció. No entendió como pudo pensar que estaría allí después de todo lo que había vivido. Aunque ella no sabía que lo peor estaría por llegar. No sabía que iba a descubrir una canción justo para ella relatando todo lo que le ocurría, no sabía que tenía que vivir más tiempo de lo esperado con el pájaro ni que el olor a él le iba a perseguir hasta que de verdad hubiera superado aquella despedida.
¿Se despidieron? No estaba segura de que en algún momento sus palabras fueran de una despedida para siempre, siempre lo había escuchado con un tono de "espero volver a verte pronto". Una cosa tenía clara, que esa despedida que no había llegado le estaba haciendo mucho daño. Pero ella no era capaz de despedirse, no podía decirle "adiós" porque realmente no quería dejarle, le quería. Le quiere."

domingo, 3 de noviembre de 2013

Siempre se vuelve.

Por un rato había salido de mi realidad, había ido más allá de la tristeza y la felicidad. Pero todo lo que se va, vuelve. Y volví. No quería volver, no quería vivir en esta realidad que me asusta. Aún así agradezco haber podido evadirme durante tanto tiempo. Sé que cambiará mi vida a partir de ahora.

Aprendió algo así

"Ella le perdió. Lo tenía ya claro, él se lo había dicho con el silencio. No quería pensar en ello porque sabía que se iba a poner a llorar en segundos así que lo ignoró, hizo como si no lo conociera. No iba a volver a llorar ni por algo ajeno, no iba a permitir que esa tontería le afectara de aquella manera. Quería ser fuerte y lo iba a conseguir. Algún día saldría de aquella pelea con una sonrisa verdadera, en algún momento dejaría de morir por dentro.
No quiere despedirse pero no le queda más. Ella le quiere."
Una simple aprendiz de fotografía.

sábado, 2 de noviembre de 2013

Unas casualidades idiotas

"Ella se sentía confundida. Sabía que esa noche había hecho que algo cambiara, algo en su sonrisa, en su mirada, en sus pasos. Pero no le molestó lo más mínimo. Se sentía diferente de una forma muy normal, pensó en todo lo que había pasado la noche anterior. Demasiadas sonrisas, demasiados abrazos, demasiadas cosquillas. No creció nada dentro de ella, como se suele decir cuando conoce a una persona especial que hacer que la vida cambie. Fue una noche donde salió y conoció a un chico. No hay más. Pero aquellas conversaciones donde estaban de acuerdo en muchas cosas, donde descubríeron que tenían muchas cosas en común, donde él le contó una vida que ella no conocía, ella se dio cuenta que por fin alguien la comprendía.
Fue la noche en la que ella, alegre, encontró al amor de su vida: en un viaje de autobús."
 Una fotógrafa que aún no se conoce del todo.

domingo, 27 de octubre de 2013

Don't speak

"Ella no paraba de intentar enamorarle. Lo intentaba todos los días y todas las noches pero él seguía igual de frío y su mirada decía exactamente lo mismo que antes: no la quería. Cada vez que fracasaba se decía que no lo volvería a intentar más pero caía siempre. No encontraba la manera de dejar todo este asunto pasar, era tan cabezota que quería volver a enamorarlo. Él era tan cabezota que no se dejaba enamorar. La lucha cada vez iba a peor porque habían disminuido las sonrisas que ella le regalaba al mundo y habían aumentado las lágrimas. Había pensado hasta meterlas en un frasco para coleccionar esos diamantes que derramaba por alguien que ya no le quería.
Él la miraba extrañado, dudoso, pensativo también y ante eso ella no sabía que hacer ni como reaccionar. Quería abalanzarse sobre él para comérselo a besos o para pegarle tal paliza que no se acordaría de su nombre. La primera para ver si así conseguía volver a atraerle y la segunda para al menos tener de escusa que no la va a querer porque no se acuerda de ella. Aún así, tanteando ambas posibilidades ella se ve incapaz de hacer algo más que esperar y hablarle como una tonta para no recibir respuesta.
Por lo tanto, otra noche más le espera encerrada en su cuarto, entre las sábanas, llorando por algo que se ha ido y escuchando cosas en su cabeza que la hacen volverse cada día más loca. Porque acabará así, loca por amor."
La fotógrafa vuelve a escribir al paso, lo que se le ocurre.

miércoles, 23 de octubre de 2013

La soledad es el siguiente paso

"Le miró a los ojos mientras él estaba concentrado en no se qué trabajo. No se dio cuenta de que ella le estaba mirando fijamente. En ese momento ella comprendió todo lo que había en aquella mirada que no iba a ella, comprendió que todo lo que creía era mentira y que sus palabras no decían lo mismo que su mirada.
En el segundo que duró aquello, vio que no la quería. No estaba segura si algún día la quiso o simplemente fingió. Tampoco sabe porqué lo hizo pero esa sensación era la primera vez que le invadía el cuerpo y la mente. Esa noche no iba a ser la misma y dudó si alguna podría ser como las de antes. Eran simples pero preciosas, a ella le gustaba. Ya no se siente tan cómoda como cuando antes le daba la mano o le miraba a los ojos y le decía "te quiero". No sabe si guardar la esperanza en que lleguen de nuevo esos días donde sonreían los dos al verse, no sabe si dejar escapar esa esperanza como el pájaro que los une. Porque eso es lo único que ahora mismo los une, ni una simple mirada, ni un simple roce que estremezca, ni las palabras que comparten cuando se saludan. 
 Y así terminará esta historia entre dos personas que fingiendo o no, fueron en su momento buenos amantes y mejores amigos."
Una fotógrafa desastre pensativa 
Fotografía de Anulowlin

sábado, 19 de octubre de 2013

Tus caricias ya no me corresponden.

martes, 15 de octubre de 2013

Imposible

Hoy me siento torpe y patética. Siento como si sobrara en todos lados y lo que hago está mal. 
Son de esos días en los que mejor es quedarse a dormir y no levantarse hasta que saliera el  sol del día siguiente. Además me siento mal conmigo misma por no se qué. Es que hasta es patético como se siento. Lo bueno es que queda poco para que termine el día y podré dormir con mis peluches. 
Con los días así me doy cuenta que aún sigo siendo una niña pequeña que necesita gente mayor que la cuide.

martes, 8 de octubre de 2013

39 meses

Ella se encontraba acurrucada en él como si tuviera miedo. Le pasó el brazo por la barriga y posó su cabeza en su pecho. Le escuchaba el corazón latir y sentía que era la mejor melodía que había escuchado hasta ese momento. No quería moverse pues sentía que si se separaba lo más mínimo no volvería a él jamás. Él es para ella como el peluche que todo niño pequeño tiene para cuando se va a dormir o tiene miedo. Ese peluche que le enseña a todos pero que no permite que nadie lo toque. 
Para ella, él es más que una persona que se duerme con ella, para ella es el guardián de sus sentimientos y la protege de todo mal. Para ella, él es único y no puede describir cómo se siente cuando está con él. Es feliz y lo sabe aunque no llega a medir cuanto. Le quiere y le seguirá queriendo.
Escritos de una fotógrafa enamorada.

martes, 1 de octubre de 2013

Otro más para la colección

Aún no encuentro una razón convincente para tener un puto nudo en la garganta. No puedo respirar sin que se me corte la respiración. No puedo escribir bien en este post porque mis dedos están temblando como todo mi maldito cuerpo. No puedo mantener mis ojos sin esas lágrimas que impiden ver la pantalla.
Necesito poner la música alta para no escuchar los gritos que salen del interior de mi cuerpo porque me volvería loca y me volveré loca como escuche uno más.
Adiós a todo eso.

jueves, 12 de septiembre de 2013

Me siento genial. Gran parte es porque él ha sido mi alegría del día y otra pequeña y minúscula parte ha sido el texto de la entrada anterior. Me ha llegado al alma y, sinceramente, siento eso por él. No sé si es el mío, no sé si es la persona con la que pasaré toda mi vida pero siento como si de verdad lo fuera. Porque aún guardo el sentimiento que él creó en mí al principio y a pesar de estos tres durísimos años, se han mantenido y han llegado a crecer. Me he dado cuenta hoy que si lo pierdo, perderé parte de mi esencia y no quiero perder parte de mí cuando aún estamos al principio del camino.
Ahora mismo, él me acompaña en el viaje.

Como conocí a vuestra madre

"No es algo que se vaya desarrollando con el tiempo, es algo que sucede instantáneamente y pasa a través de ti como el agua de un río después de la tormenta llenándote y dejándote vació a la vez. Lo sientes por todo tu cuerpo, en las manos, en el corazón, en el estómago, en la piel. ¿Alguna vez has sentido algo por alguien? Si tienes que pensarlo es que nunca lo has sentido. Todos la encontramos con el tiempo pero no sabemos ni cuando ni donde"
08 x 01. HIMYM

sábado, 7 de septiembre de 2013

En las noches más oscuras es lo que pasa cuando uno se queda solo

Seguramente me haya mentido a mí misma durante varias semanas creyendo que no me importaba nada en absoluto. Ese es el error que he cometido. Y error que voy a tener que seguir cometiendo para "ser feliz" porque hay errores que se pagan muy caros y este sería uno de ellos. Lo más probable es que lo pague muy muy caro. Lo peor de todo es que no me había dado cuenta de ello hasta ahora y sigue siendo igual de probable, que tenga que vivir con ello toda mi puñetera vida. A lo mejor logre vivir con ello toda la vida y algún día me lo perdone.

viernes, 6 de septiembre de 2013

Cierto es que ya el número 8 se encuentra en todos los rincones

"Y entonces efectivamente soy un monstruo, un monstruo con cabello alborotado y sueños en la piel. Un monstruo con vestido de letras y maquillaje ligero. Soy un monstruo de esos terribles a los que les dejas la puerta abierta de tu piel y causa destrozos. Un monstruo libre y eterno, con los dedos empapados en tinta, un monstruo deseoso de utilizar tu cuerpo como lienzo, como hoja. Soy un monstruo que llora y no puede dormir, un monstruo que desperdicia insomnios imiaginándote y vuelve eterna las noches soñandote. Soy un monstruo con el amor de cobija y las nubes de suelo. Soy un monstruo que pide caricias y besos. Y entonces me miro fijamente en el espejo, me miro a través de pupilas que se dibujan en mis pupilas, trazando en hojas de papel pedazos de eternidad que robo en forma de poesía que viene de de otro lugar, de otro tiempo, encontrándome, llevándome hacía dónde conozco sin saber y dónde estoy sin saberlo."

Irrealidad no. 8 - Mercedes Reyes Arteaga

Y con este texto me doy cuenta que todo lo que he pensado hoy, todos esos oscuros pensamientos y esas palabras de miedo, desesperación y estupidez han sido para llegar a una única conclusión: no tiene sentido que piense así de mal de alguien que me quiere. Sobre todo no tengo que pensar que no me quiere, está conmigo, me lo ha repetido millones de veces y seguramente no sea perfecta pero aguanta mis imperfecciones y mis meteduras de pata. Quizás sí que sea especial para alguien más que para mi madre. Y hasta ahora, las lágrimas son las que tenían todas las soluciones.

jueves, 5 de septiembre de 2013


De tu corazón con mi corazón 
de mis manos temblorosas arañando el colchón. 
Quién va a quererme soportar 
Y entender mi mal humor, 
Si te digo la verdad, 
No quiero verme solo. 
Quién, Pablo Alborán

martes, 3 de septiembre de 2013

Soy yo la de la mala suerte como dice la canción

Hoy ha vuelto otra vez ese maldito sentimiento. Digo maldito porque con él no trae nada bueno y sé que tengo que deshacerme de él lo más rápido posible antes de que vuelva a hacer de las suyas. Quiero que vuelva a desaparecer y aparezca mi sonrisa. Y, es que a veces me vienen a la cabeza pensamientos fuera de la línea, pensamientos que sé que no son verdad pero mi cabeza se empeña en crearlos. Sé que no son verdad por las cosas que dice y hace pero supongo que son eso, días que vienen a la mente. Días en los que uno está de bajón y no puede evitar pensar así. Por eso espero que mañana vuelva a los días anteriores sabiendo que ambos estamos juntos por nuestros sentimientos.
Pues esta muñeca de aquí se va a despejar la mente en las series para no traer problemas.

sábado, 24 de agosto de 2013

Ella tiene que resistirse a cometer los errores del pasado. No puede permitirse pensar como antes, no quiere pensar como antes y lo intenta. No quiere ser la niña que perdía todo pero le cuesta cambiar. Sabe que no es fácil y ya se lo habían dicho pero no entiende hasta que punto puede complicarse la cosa.
A lo mejor no era tan buena idea pasar más de 7 días separados.

martes, 20 de agosto de 2013

¿Es bueno tener miedo? 

viernes, 9 de agosto de 2013

Adiós

Y en una noche cualquiera es cuando ella se dio cuenta que había perdido todo cuanto tenía y sabía que jamás iba a volver a vivir algo como aquello. No le quedó más remedio que despedirse de algo que amaba. Que sigue amando y que amará hasta que su corazón deje de sentir.
Adiós.

jueves, 8 de agosto de 2013

Porque toda persona tiene su propia banda sonora

Es muy probable que no recuerde ese día dentro de 10 años pero se quedará con lo bueno de haber vivido otra experiencia distinta, de las que no se viven todos los días, de las que marcan la diferencia. No tenía esperanza en nada pero la noche llegó y con ella la luna. No sabe por qué cogió sus cascos azules y se fue para la calle un rato antes de haber quedado. No sabe por qué sintió la necesidad de poner a ese grupo pero se dio cuenta que jamás se sentiría sola si la acompañaban sus canciones. Fall Out Boy. Ese grupo que le trae recuerdo de hace más de tres años, ese grupo que vivió con ella una excursión a los Pirineos y un día en bicicleta, ese grupo que apareció en su vida en el momento justo para empezar a vivirla. 
Aún no puede creerse lo que ha vivido porque se siente distinta a cómo se fue. 
Emprendió camino con Save Rock and Roll y se sintió como si la vida se acabara después de esa canción. Por un momento se fijó en las calles que recorría pero no veía nada, pasaban las personas pero no llegaban a existir del todo. No sabía si era porque no sentía absolutamente nada de lo alta que estaba la música o porque su cabeza estaba ocupada atendiendo cada palabra de aquella canción que no lograba entender. Los problemas seguían existiendo pero por un momento quiso olvidarse de ellos, de todas las tristezas que aquel día le otorgó y pasó a sentir un escalofrío por todo el cuerpo. 
Por cada cambio de ritmo en la canción se le ponían los bellos de punta, cerraba los ojos y disfrutaba de lo que los cascos les regalaba a sus oídos. Le daba igual si le miraban con mala cara o como si estuviera loca, ella tenía una buenísima compañía. No quería llegar a su casa con tal de seguir sintiendo aquello que directamente no le hacía sentir nada. Al fin y al cabo, aquella noche se acostaría sabiendo que por primera vez hasta los pelos de las piernas habían disfrutado tanto como sus oídos.
Porque no quería escuchar nada más, no quería a nadie más que aquellas cuatro personas metidas en un MP4. Aquellas canciones jamás serán escuchadas de la misma manera porque, sin darse cuenta, había cambiado su manera de ver las noches.

miércoles, 7 de agosto de 2013

Todavía no sé si podré cerrar los ojos esta noche,
el frío me aqueja, la soledad me acompaña
y tu recuerdo no me deja.
Siento el vacío por dentro, estoy roto, mi corazón
se está muriendo poco a poco y sigue latiendo
por una antigua ilusión que de pronto se opacó.
Adiós viejos sueños, es tan duro  dejarlos ir pero
un día volverán a mí.
No es fácil abandonar esa sensación que solo tú
producías en mi interior, tu silueta, tu calor,
tu todo se está extinguiendo.
Me enamoré de ti pero esta será la última vez
que te pida que no me vayas a olvidar.
Seré fuerte, no quiero verte llorar.
Solo esta noche déjame entrar a conquistarte
de los pies a la cabeza y rozar tus labios una vez más…
Me detendré a tiempo y me quedaré a tu lado
hasta el amanecer, hoy me iré de tus brazos
y pronto regresaré.
¿Ya puedo cerrar los ojos para intentar decir adiós?
Encontrado en la página http://ruddyartbermudez.tumblr.com/

Nosotros escogemos a quién dejamos entrar en nuestro mundo.

Si me lees quiero decirte que te echo de menos, quizás más de lo que desearía en estos momentos, quizás más que cualquier beso tuyo. Sólo echo de menos tu compañía cuando hablábamos hasta las tantas, cuando jugábamos al "capaz o incapaz", cuando íbamos al Delicias a comer, cuando nos sentábamos como los abuelitos en los bancos a comer pipas, echo de menos que me critiques por todos los estados de Tuenti que pongo, echo de menos tu manía de meterte con mis grupos de música y los textos que escribo, por ejemplo este. 
Quizás quiera volver a lo que teníamos antes por todo lo que había olvidado y me han venido poco a poco a la mente como son la frase que puse en el MSN que decía "Quiero ser lo peor de tu vida ¡Já!" y que tuve que estar mucho tiempo intentando explicártela para que no lograras entenderla al final, o las pizzas que nos comíamos donde siempre, las veces que me conectaba a cualquier sitio para recibir tu "holaa", o las veces que me mandabas "bsos" antes de acostarte que hacían de mí una mejor persona, o de tu fotografía en frente del espejo con mi camiseta favorita, o las conversaciones criticando a los profesores, por las discusiones que teníamos cuando había partido del Málaga CF o los mensajes de texto cuando España ganaba algún partido en el mundial, o la vergüenza que pasaba cada vez que me acercaba a ti para cualquier cosa, o ese olor que me llegaba a mí cuando me explicaste matemáticas en la biblioteca. Creo que ese día fue de los mejores días que he tenido porque estabas allí, explicándome como hacer unos ejercicios para un examen, que luego aprobaría con un 10.
Porque sé que son momentos que jamás voy a poder volver a vivir pero que un día me hicieron la persona más feliz del mundo, porque hay momentos que no cambiaría y estos son de esos momentos. Gracias por estar ahí siempre que lo he necesitado o incluso solo por diversión. 
Nosotros escogemos a quién dejamos entrar en nuestro mundo. 

martes, 6 de agosto de 2013

Te admiraré todos los días de mi vida.

Un cuento de princesas y princesos

Hemos vuelto al principio del cuento aunque ahora el destino puede variar ligeramente, tanto que la princesa acabe en terapia por alcohólica y con un ligero toque de locura.
Quizás ahora sea el mejor tiempo para aprovechar y dedicarme a lo que más me gusta hacer. Y quizás para descubrir quien soy yo realmente.

sábado, 3 de agosto de 2013

Aún queda ese resquicio de esperanza

¿Alguna vez habéis sentido la necesidad de encontrar algo porque te trae buenos recuerdos? Yo sí, desde hacía una semana tenía que leer la carta. Cuando fui a buscarla a mi caja de los recuerdos no estaba, no había rastro de ella y pensé que podría estar en otro sitio pero no estaba en ningún cajón, carpeta o sobre. Se había ido la carta y cada vez más aumentaban mis ganas de leerla hasta tal punto de revolver el desastre de armario que tengo pero nada, sin aparecer. Cuando estaba casi perdido miré en la estantería entre mis libros favoritos y ahí estaban, no sólo una sino dos cartas de él que pensaba que no volvería a leer. Sin saber exactamente por qué fui feliz, tan feliz como el día que me las dio, tan feliz que no me acordaba de ninguna de las maneras cómo era estar triste, tan feliz que era yo de nuevo, tan feliz que las lágrimas saltaron para recordarme que esa habitación estaba impregnada de él a pesar de las pocas veces que había estado allí.
Quizás no sea la niña más feliz del mundo pero teniendo esas dos cartas conmigo puedo decir que una parte de mí ha recuperado ese algo que le faltaba.

viernes, 2 de agosto de 2013

“Al fin y al cabo, mañana será otro día”

Ella mantiene la esperanza de que en algún momento el móvil sonará y será él pero a la vez sabe que se aleja cada vez más de aquella vida. Se ha dado cuenta de cuanto ha perdido y lo poco que va a recuperar después de eso, sabe que jamás va a encontrar algo así, ni lo más mínimo. Por las situaciones, por la persona, por los momentos, sabe que nadie va a poder darle nada con tanta intensidad y tanto sentimiento. Ella se ha dado cuenta de la gran equivocación y parte de ella ya ha admitido que no va a volver. La otra parte es esa esperanza de la que ya he hablado.
Porque los días no mejoran, las situaciones siguen igual de congeladas como las conversaciones que no tienen. Porque ayer ella recibió unas palabras que no eran para ella y se sintió como si ese golpe se lo dieran a ella porque sabe que en el fondo se las merece. Había vivido momentos así antes pero ahora se siente desarmada, como si le hubieran quitado una vida que no le pertenecía y se la han regalado a otra persona. Se siente tan vacía que por mucho que pase nunca podrá llenarla de nuevo. Porque se ha ido, sólo hay un amor en esta vida y el de ella se aleja por la playa.
Lo que ella no entiende es por qué todo tiene que recordarle a él, ya sea una canción que jamás escuchó con él, un sitio que pocas veces a frecuentado, un olor que él no conocía, un amigo del que no sabe nada, un blog que esconde unas simples imágenes. Tampoco entiende porqué siempre le repiten las mismas palabras, esas que le hacen más daño que cualquier otra cosa, esas que supuestamente se dicen para ayudar pero sabiendo que la culpa es de ella de poca ayuda son. Las oportunidades llegan a un límite y las de ella ya han cruzado la meta del final.
Sólo le quedan un par de canciones sin recuerdos, varias gotas de alcohol del malo y unas amigas que llevaban 18 años escondidas debajo de las piedras.

jueves, 1 de agosto de 2013

Vive los días como un niño pequeño los vive

Me hacías reír como una niña pequeña pero ya esa niña pequeña se ha hecho mayor. Por desgracia ya es grande y comete errores de mayores. Ambos añoramos a esa niña, esa infancia que ambos vivíamos.
Te echo de menos, como una niña pequeña.

miércoles, 31 de julio de 2013

Segundo de bachillerato

Hoy me he acordado de mis dos mejores años de instituto, de uno de ellos solamente hace un año pero hoy parecía que sólo hacía un mes que lo había terminado. He cogido los apuntes que tenía en un cajón guardado para buscar una carta y estaban asomados diciendo: "II República" o "Microeconomía". Las asignaturas no me gustaban porque no tenían nada que ver con lo que yo quería pero las clases sí. Las clases eran muy acogedoras pues éramos unos pocos solamente, porque los profesores eran muchos más cercanos, porque las bromas estaban siempre en las explicaciones de geografía, porque siempre nos daba gritos la profesora de economía cuando no nos enterábamos, por la chulería que desprendía la profesora de inglés, porque era la "clase más charlatana" y "nos jugábamos nuestro futuro en los exámenes". Me acuerdo que me agobiaba mucho estudiando porque no me enteraba pero luego sacaba buenas notas, me acuerdo que las clases de historia me las pasaba haciendo dibujos en la mesa con mi compañero, me acuerdo que en matemáticas siempre quería salir a corregir a la pizarra, me acuerdo que siempre en los descansos salía a hacer el mongui con mi mejor amiga, me acuerdo de la graduación tan alucinante que tuvimos.
Pero todo eso ha acabado, ya no hay más profesores cercanos ni ejercicios sin entregar, ya no hay bromas que valgan, no hay vídeos que grabar para la graduación, no hay nada de eso y lo echo de menos. Porque a pesar de adorar la universidad, no me importaría tener una semana entera de nuevo en el instituto, seguramente no mucho más porque tendría que estudiar lo mismo y eso aburre pero no aburren los descansos jugando a las cartas ni los nervios después de los exámenes. 
Las cosas cambiaron el 1 de octubre de 2012 y no volverán a ser como antes.

jueves, 25 de julio de 2013

Give me love

A lo mejor cupido ya se ha cansado de dar tanto amor y él no recibir nada a cambio excepto las maldiciones que le echan por hacer que se enamoren de la persona equivocada.
¿Y si yo soy esa cupido?

Perdemos a las personas que más queremos por estupideces. Pierdo a las personas que quiero por estupideces. Me doy cuenta de cuánto puede ser la estupidez cuando ha decidido marcharse y no deja ningún rastro de futuro. Eso pasa sobre todo cuando haces las cosas con la mejor intención del mundo y la cago, y la cagamos todos. 
Quizás ya no me queda ninguna acción buena por hacer.

martes, 16 de julio de 2013

Ha sido el año más alucinante de mi vida

Les echo de menos. Y es que siempre me acuerdo de ellos, de mis compañeros de clase, de la gente con la que he pasado todo un año trabajando, riendo, saliendo, divirtiéndonos y la verdad es que echo de menos esos momentos. Porque me he dado cuenta que conecto con ellos, que no hay mejor grupo que el que hemos formado. No hay risas más verdaderas que las que nosotros nos echamos. Porque no hay gente que la lie tanto como nosotros, sobre todo cuando vamos a los 100 Montaditos.
Sinceramente, y podéis llamarme loca, quiero volver a empezar el curso simplemente para volver a quedar con ellos, para poder verlos todos los días, para poder celebrar los cumpleaños a lo loco, para quedar y hacer cosas juntos. Porque he comprobado que aunque nos vayamos a un parque a comer gusanitos, hacemos que ese momento sea irrepetible y único.
Lo que más me gusta de ellos, es que han estado en las malas conmigo y no han salido corriendo como los demás y por eso, muchas gracias a todos. Y sobre todo, gracias por hacer que encaje en un sitio, aunque sea el más raro y friki, me encanta nuestro sitio.
                                                 


sábado, 13 de julio de 2013

Porque he aprendido una valiosa lección

No sé exactamente que me ha hecho cambiar así de opinión y de ver las cosas (al menos hoy). No sé si han sido las duras palabras que recibí ayer pero que al fin y al cabo eran verdad, o que me he dado cuenta que no merece la pena. Tampoco sé porqué tiene que pasar el tiempo taaaaan rápido cuando a uno le gusta lo que está viviendo, porque sólo han sido cinco días, cinco maravillosos días donde he podido vivir todo. 
Simplemente tengo una sola razón por la que seguir así y no me hace falta ninguna más: él. Él hace que todos los enfados acaben en risas, él hace que desde que me levanto saque la sonrisa, él hace que todos los momentos los disfrute. Él hace que sea yo y sobre todo, que no abandone a nadie porque los amigos son la cosa más valiosa que tenemos.
Ahora sí han empezado mis vacaciones

jueves, 4 de julio de 2013

Y así continuamos todos

Se van acumulando las cosas y ahora mi vaso es el que está más lleno.

martes, 25 de junio de 2013

Noches de inspiración

No permitas que nadie me haga daño,
pero tampoco me hagas daño tú.

No permitas que nadie me haga llorar de tristeza,
simplemente consigue que llore de alegría.

No permitas que mis noches sean oscuras y frías,
dame todo el calor que tu amor puede dar.

No permitas que ande sola por la calle,
acompáñame de la mano incluso en sueños.

No permitas que el miedo me abrace,
adelántate tú y hazlo.

No permitas que vuelva a escribir estas palabras,
simplemente ven y hazme feliz sin más.

viernes, 21 de junio de 2013

Relax, take it easy

Esta canción viene perfecta para estos momentos tan agobiantes de exámenes. Ánimo a todos los que les queden exámenes o muchas cosas que hacer, siempre llega la calma.
Podemos con lo que nos propongamos.

martes, 18 de junio de 2013

Y otra vez me entra el miedo no se exactamente a qué y estoy harta. Me cansan las situaciones absurdas, llevaba mucho tiempo sin tener una pero hoy concretamente acabo de tenerla. No sé ni qué decir, me he quedado totalmente en blanco. Cierro.

lunes, 17 de junio de 2013

Nuevos recuerdos :)

Os dejo aquí una foto que realicé el jueves pasado en el Parque de la Concepción de Málaga con mis compañeras de clase. Se realizaron muchas fotos más pero quería destacar esta porque me encanta. Podéis ver más fotos de ese día en: 
Muchas gracias, lectores :)

miércoles, 12 de junio de 2013


Te echo de menos pero eso ya lo sabrás.

domingo, 9 de junio de 2013

Han vuelto a mi mente recuerdos que había olvidado

Hoy me ha sucedido que he leído cosas que escribí hace más de tres años y me ha abierto los ojos. Me he dado cuenta de las cosas que no valoro ahora y antes sí que lo hacía, me he dado cuenta de lo estúpida que soy. No tengo que cambiar mi forma de ser, simplemente tengo que recuperar aquella persona que era feliz con sus amigos, que se quejaban porque siempre estaba feliz, que le importaba más divertirse que otra cosa.  Tengo que volver a ser la amiga en la que confiaste tus secretos, tenemos que volver a ser los mejores amigos.

sábado, 8 de junio de 2013

Así durante el resto de mis días

Nos estamos enamorando de cosas que dentro de 20 años habremos perdido. Por tanto, viviremos el día a día (al menos yo) y me enamoraré día a día de su manera de ser para no tener problemas. 
Día a día. 
Hora a hora. 
Minuto a minuto. 
Sonrisa a sonrisa.

miércoles, 5 de junio de 2013

De improviso

Los mejores momentos no son entre sábanas buscando la satisfacción del sexo, no son los besos apasionados ni las caricias que dejan marcas. Son esos días de risas jugando a la Play Station, son las carreras en el parque y llenar el suelo de pipas, son las siestas de dos horas, las miradas infantiles de caras raras, las risas sin sentido, los patéticos bailes a las 4 de la tarde, los besos en la frente después de un abrazo o los "te quiero" que no hace falta que salgan. La vida hay que componerla de pequeños detalles que hacen marcar las diferencias de los demás. Los mejores momentos no se buscan, salen solos.

lunes, 3 de junio de 2013

No sé si alguna vez os han dicho que la distancia hace el olvido, que el tiempo lo cura todo, que el roce hace el cariño y esas cosas. A mí sí y lo tengo grabado en mi cabeza como si fuera mi nombre. Es malo que lo tenga porque ahora es lo que más presente está en mi cabeza, más que el temario que me tengo que saber para los exámenes, más que cualquier canción, más que las fechas importantes. No quiero que ocurra pero algo dentro de mí me dice que va a pasar, algo de eso pasará y lo de "el roce hace el cariño" no por mí, sino por otra persona. 
No quiero llorar porque constantemente lloro, quiero ser fuerte y aguantar este tirón de mala racha. Quiero pensar que tengo más apoyo que mis amigos. Quiero que me hagan feliz, como a mí me gusta y como a todo el mundo le gustaría serlo. 
Terminaré esta semana lo mejor que pueda y pensando en los temas importantes y no en memeces. Me centraré en los exámenes y dejaré lo demás de lado. Sacaré buena nota para poder pasar el verano como me de la gana y con quien me de la gana.
A lo mejor, es el momento de dejar de pensar en él.

Sólo amigos

¿Y si sólo somos amigos?
La vida sería más fácil para ambos.

jueves, 30 de mayo de 2013

No tengo nada más que decir.

martes, 21 de mayo de 2013

Ninguno de los dos sabía que sus vidas iban a cambiar por completo esa misma noche.

domingo, 19 de mayo de 2013

"Sé que no te voy a olvidar"


Dijimos que seríamos para siempre. Que llegaríamos a ser viejitos e iríamos caminando por la calle de la mano. Que me tocaría hacerte la comida cuando llegaras del trabajos. Que nos iríamos de viaje cada dos por tres para conocer mundo. Que nos querríamos siempre.
Adiós, amor.


Líos, pesadillas, desamor.

No sé que tengo que hacer en estos momentos. No sé si lo mejor es que escriba aquí y que me leas o dejarlo como está. No sé si debo hablar o callarme para siempre. No sé si ahora mismo quieres saber algo de mí o deseas con todas tus fuerzas que desaparezca. 
Estoy demasiado confusa que las lágrimas que no salen me nublan la vista. Debería ser fuerte, DEBERÍA. No lo consigo y creo que nunca lograré ser lo suficientemente fuerte como para que esto no me afecte. Todo esto viene desde el principio de los principios cuando perdí la confianza en mí, cuando dejé de quererme, cuando me di cuenta que todo mi alrededor estaba mal por mi culpa.
Sinceramente, jamás me perdonaré acabar como me imagino en mi futuro. No seré feliz por el simple hecho de que quien pensaba que sería el amor de mi vida, es el de otra persona.
Volvemos a lo de siempre, mi lucha.
¿De qué hablamos? ¿Qué quieres que te escriba?
No lo sé.
Dudo que algún día sepa que quieres oír.

jueves, 16 de mayo de 2013

Esa respuesta sólo ambos la sabemos

Tengo constantemente una lucha entre dos sentimientos. Los sentimientos que cada vez menos gente quiere sentir y que a todo el mundo le gustaría sentir. Hablo del odio y del amor. Son dos sentimientos totalmente opuestos y que, aparentemente no pueden juntarse. Sí se puede, como ya he dicho antes, tengo una lucha constante con estos dos personajillos. Viven mi día a día, llenan mi mente de recuerdos y pensamientos que no sé controlar. El amor me recuerda por qué sigo adelante y el odio pone piedras para que haya algún enfrentamiento con alguien. 
El problema es que me dejo guiar por ellos y, para desahogarme, tengo que escribir, de ahí a que constantemente tenga esos cambios de parecer. Le quiero [muchísimo] pero le odio [muchísimo]. Quiero controlar esta situación, la situación en la que me encuentro ahora. A momentos quiero comermelo a besos y a los pocos segundos quiero dejarle sin memoria para que no vuelva a mí. Son sentimientos que, cuando estoy normal ninguno de los dos es tan extremo, porque quizás ahora, quiera matarlo pero ¿quien sabe de qué?

martes, 14 de mayo de 2013

No me calles

Tengo que medir mis palabras, tengo que pensar muy bien que decir y precisamente tengo unas ganas horribles de desahogarme. Me encantaría gritar muchísimas cosas que llevo dentro aunque luego me arrepintiera. Quiero que estas palabras que se quedan en estos renglones no salgan de aquí, no afecte a nadie. Ya he tenido problemas por lo que escribo porque es mi forma de expresar como me siento y expongo todo, tantas cosas que las cosas no han ido bien. Quiero gritar tantas cosas que me quiero dejar la voz en el intento. 
Quiero gritar y cuando me deje la voz, no quiero volver a sentir más.

lunes, 6 de mayo de 2013

Happiness

Recuerdo esos tiempos con una gran sonrisa porque son buenos recuerdos, me hicieron feliz. Durante bastante tiempo esos momentos han marcado mi vida de una manera o de otra, me hacían sentir de cualquier manera, especialmente bien, contenta por lo que estaba viviendo. Pero no quiero volver a esos tiempos, prefiero tenerlos como pasado, recordar que han estado ahí y no arrepentirme de cada momento pero prefiero pasar página. Quiero vivir nuevos momentos, quiero conocer a nuevas personas que me hagan sentir de 1000 maneras diferentes, quiero que ellos tengan la oportunidad de hacerme feliz. Porque, al fin y al cabo, la felicidad puede encontrarse en infinidad de sitios y momentos diferentes y no soy yo para solo haberla tenido en uno.
Dejaré de no ser feliz para ser feliz. Dejaré que las otras personas den lo mejor de ellos para hacerme a mí, al igual que a muchas otras personas, feliz. Dejemos la infelicidad en un lado y busquemos la felicidad hasta debajo de las piedras.
~Happiness

jueves, 25 de abril de 2013

Contradicciones

Todo estaba yendo perfecto. Estábamos perfectamente. Estábamos justo donde a mí me gustaba estar. ¡ESTÁBAMOS! Porque ya no estamos así, ojalá volviéramos a solo unas horas. Porque han sido solamente unas horas lo que ha durado esa perfección. No me faltaba mucho para decir que eras para mí, que aunque no fueras perfecto sabía encajar tus imperfecciones, pero me hubiera gustado que durara más. Porque me sentía bien cuando me hablabas y nos contábamos estupideces, cuando en menos de un minuto tenía tu mensaje, cuando eran risas, cuando no había un "cuenta algo". Todo eso junto ha durado menos de un día, quería que durara muchísimo más, no quería volver a perder esa magia que creía haber recuperado.
Inocente de mí que me dejo engañar como una tonta.
Te quiero

sábado, 20 de abril de 2013

Hoy he descubierto un nuevo lector, uno que no me esperaba para nada y, quizás me ha sorprendido tanto que me leyera que me ha dado pánico.

Todo termina - todo empieza

¿Conocéis esa sonrisa que sale cuando la persona que llevas tanto tiempo queriendo, te dice por primera vez que te quiere? ¿Alguna vez os ha salido? A mí sí y, no solo el primer día. Porque hoy me ha salido esa sonrisa tonta, esa sonrisa que te hace tener las mejillas coloradas. Porque desde hacía un tiempo no me sentía así y ayer pasó algo, algo muy extraño que hizo que volviera a sentirme viva, querida
Todo lo que ha pasado me ha abierto los ojos, sé que tengo que poner primero mi corazón, que tengo que poner más cuidado en las cosas que digo y hago, que las canciones dan mucho que pensar, que las personas perfectas no existen. Es mejor saber que una persona te quiere a pesar de los defectos que por ser una persona perfecta y no tener fallos. A pesar de su imperfección, le quiero, puede que muchísimo más que antes. 
Una de las cosas que más me gusta de esto es que soy yo. Soy yo su elección. Soy yo la persona que ha elegido para querer. Soy yo la persona que ha elegido para sus besos, sus caricias, sus palabras y sus cosquillas. Soy yo la que ha elegido para que le haga feliz. Soy yo la que ha elegido para ser su amor. Soy yo y no otra persona la que ha elegido para compartir sus recuerdos [plasmados en un papel]. Y, quizás es eso lo que me hace seguir, saber que soy sólo yo junto a mi pequeña Zafiro, las que formamos parte de su vida.
Quiero a ese niño como si de verdad estuviéramos destinados a estar juntos.
Tenía las palabras perfectas para empezar a contar como me siento pero se me han olvidado.

viernes, 19 de abril de 2013

Así estás pintando las cosas, de azul.

Te tengo miedo. Tengo miedo a las palabras que me puedas decir, las palabras que dejes al aire como indirecta. Porque cada vez que dices algo el corazón se me para y se acelera. Por eso, deja de hablarme hasta que no estés dispuesto a decirme lo que sientes, lo que me gustaría oír, lo que de verdad quieras decirme y no cosas sin pensar. No quiero más gritos imaginados, no quiero más conversaciones por redes sociales, no quiero más palabras frías, no quiero más indirectas, no quiero más borderías. No quiero nada de eso hasta que mi corazón pueda soportarlo sin sufrir ningún rasguño. Porque, al fin y al cabo, mi corazón siempre ha ido primero, siempre lo hará.

martes, 16 de abril de 2013

Imaginación vs. Realidad

Hace no mucho, de fondo de escritorio me puse una imagen de 500 días juntos en la que aparecían dos situaciones: una sale el protagonista con Summer besándola y la otra totalmente solo. La imagen que sale con ella es su imaginación y la que está solo es la realidad. Cuando me la puse hace varios días no me sentía así, pues podía tener a mi amor conmigo pero ahora la imagen representa de la mejor manera posible mi situación. Quiero que pasen cosas, cosas que un día todos hemos querido que pasaran pero que nos quedamos esperando a que ocurra. Así me siento yo, así me he sentido yo durante varios días - demasiados - y así me seguiré sintiendo hasta que yo que sé. Puede que hasta que deje de sentir o hasta que tú vuelvas a querer volver a mi lado.
Porque hace menos de una semana iba corriendo hacia ti cuando te veía, ahora me quedo sentada mirando para abajo. Mi imaginación no ayuda pues me imagino haciendo eso todos los días y mi realidad es totalmente distinta. La única solución es dejar de obligarme a verte porque hay maneras de evitarlo y, puede que esa sea la solución para no volver a pasar lo de hoy. 
Porque eras mío pero el tiempo me ha robado.

lunes, 15 de abril de 2013

Lo que siento

Muchos me dicen que pase ya del tema, que todo tenía que pasar. Que si ha ocurrido ha sido por algo y, sobre todo, que no ha sido culpa mía. ¿De verdad tengo que engañarme de esa manera? Sé que ha sido culpa de ambos pues tanto él como yo somos imperfectos. Dos imperfectos que querían estar juntos, que se querían. Pero todo ha pasado tan deprisa, que mi corazón aún no ha asimilado que jamás voy a volver a tocar esos labios, que no escucharé otro "te quiero" de ellos. Me duele, me duele muchísimo y por eso estaba intentado hacer lo imposible por volver a estar juntos. Pero siempre hay un pero y es que él no quiere, no se deja querer. Y yo ahora mismo lo único que deseo es que suene el sonido del mensaje diciendo que quiere hablar conmigo, que quiere volver a estar como antes, que tiene ganas de verme, que me echa de menos, cualquier cosa de esas porque sé que así sí sería feliz. Muy estúpido ¿verdad? Pero es que cuando uno está enamorado de verdad comete las mayores estupideces. Me gustaría ahora mismo que él cometiera esas estupideces por mí, que se volviera loco.
De sueños se vive, aunque estos te hagan daño.

jueves, 11 de abril de 2013

Es él

Sonaba una canción. No era la perfecta pero para el pequeño repertorio que tengo, era la mejor. Sonaba The Only Exception de Paramore. Retumbaba en mi oídos mientras yo recorría una de las calles más importantes de la ciudad. A pesar de la gente que había en ella, estaba sola. Veía pasar a muchísima gente pero no importaba porque sabía que yo era invisible. Soy invisible. Además, la sensación de encontrarme tan sola me daba miedo, y lo sigue haciendo. Porque en aquel momento sabía que no tenía a nadie, a nadie a quien acudir para llorar, para contarle lo mal que me siento. No me había dado cuenta de lo sola que estaba hasta esta tarde. Sólo me acompañaba la música ya que el viento tampoco iba a mi favor y estoy dudando si alguna vez lo ha hecho. 
Mi compañía favorita se ha ido, la he espantado con mis lowlinadas y lo único que se me ocurre es llorar. No puedo correr ni a favor ni en contra pues mis pies no se mueven, están paralizados como mi cabeza. Saben que me tengo que enfrentar a unas de las peores situaciones y no quieren moverse, tienen miedo. Pero tener miedo a todo es de ser una cobarde, tenerle miedo a una situación es de cobarde. Pero no puedo hacer nada salvo esperar y no quiero hacerlo.
Y después de darme cuenta yo solita que sólo necesito una cosa, me limpio las lágrimas y asumo lo que tenga que venir.

lunes, 25 de marzo de 2013

Att: Low

Y siempre estás tú para sacarme la sonrisa, para decirme cuanto me quieres. Pero ¿tiene que haber algún pero? Esta vez no lo hay porque los dos estamos convencidos de que nos queremos, de que no hay otra persona que nos haga sentir como ambos nos sentimos con el otro. 
Y es que contigo la cosa cambia, sé que me haces especial y, hace que nuestros momentos sean especiales. Tampoco te importa lo que tus amigos piensen de nosotros, eres capaz de decirme “Te quiero” delante de todos. 
Como ya te dije, tenemos que dejar de hablar de ti y de mí para hablar en nosotros porque somos nosotros desde hace ya mucho y poco tiempo. Sin embargo, aún me acuerdo de ese primer día y hace que yo sola sonría.
Me encantas, te encanto.

domingo, 17 de marzo de 2013

Happiness

Tenemos esa odiosa manía de ser felices. Los dos somos felices, el uno con el otro. Y, quizás, si nos separan dejaremos de ser felices. Por eso, mejor no tentar a la suerte y seguir como seguimos. Contentos, felices.
Compartiré mi felicidad con todos, porque cada persona se merece una gran sonrisa.
"Te quiero"

miércoles, 13 de marzo de 2013

Patatas.

Patata. Todos somos patatas. Unas más altas, otras más gordas, otras más pequeñas. Pero todos, absolutamente todos, somos patatas. También hay patatas ricas y otras pobres, felices y tristes, claras u oscuras.
Hay patatas que les gusta ser onduladas y otras ser lisas. También te encuentras patatas con forma de balón y a otras le está saliendo una planta. Varían por el condimento que se les eche, como a nosotros, unas tienen sal pero otras prefieren estar embadurnadas de salsa. 
Somos patatas, tan diferentes, tan iguales.

Después de esta comparación, puedo sonreír diciendo que soy una patata feliz.

lunes, 11 de marzo de 2013

Hace varios días no entendía mi comportamiento. Creo que nadie lo entendía, por lo que todos estaban constantemente preguntándome. Pero hoy, da la casualidad que ha sido hoy, me he aclarado. La forma que tengo de tratar a los demás ha cobrado su sentido y ahora no me siento tan mal como antes. Conozco la finalidad de mis actos y, aunque no sé que efectos producirán, ya puedo seguir actuando de esta manera sin preocuparme de nada.
"El primer paso para entender a los demás, es entendiéndote tú mismo".

Perdámonos


Hazme recordar cada parte de tu piel. Hazte notar en cada una de tus caricias, besos, miradas y sonrisas. 

Siempre acabo igual, siempre acabaré en el mismo sitio. O en ninguno.

No sé si he encontrado mi sitio. Lo que sé seguro es que llevaba muchísimo tiempo encontrarme tan bien como ahora, es más, me precipitaría a decir que pensaba que jamás iba a llegar a sentirme de esta manera. Tendríais que verme sonreír como nunca lo había hecho. Porque se me ve feliz, porque soy feliz. Estaría mejor que lo comprobarais con vuestros propios ojos y no yo con estas palabras. Aunque, volviendo al tema, dudo que haya encontrado mi sitio, y más aún que tenga uno para mí. Lo que sí que es verdad es que aunque este no sea mi sitio, no quiero marcharme de aquí porque las personas que se encuentran al lado mía merecen la pena, tanto como para dejar de buscar cualquier otro lado. 
Por eso, aunque ninguno de ellos me lea, le doy las gracias por ser tanto. Por ser ellos. Por hacerme a mí así.
Hoy estoy tonta. Quizás es porque cada canción que escucho contiene algo que me hace estar así de sentimental. Quizás es por el momento tan delicado en el que me encuentro. O a lo mejor es sólo mi imaginación, que únicamente quiero llorar y llorar.
Porque desde hace días, toda mi vida está cambiando. Puede que mejor sería decir que lo que cambia es mi entorno. Mi vida más allá de mi cuerpo. Porque las personas, amigos y no tan amigos, se han vuelto extrañamente diferentes y, también mi forma de verlos.
Da igual todo, cerraré los ojos y volaré.

I'm a bird

jueves, 7 de febrero de 2013

Somos distintos. Tanto, que somos capaces hasta de hacernos daño por amor.

¿Qué es lo que quiero? ¿Qué es lo que quiere? 
No lo sé. Y, seguramente él tampoco lo sepa.

domingo, 13 de enero de 2013

Mi amor

La belleza exterior no es más que el encanto de un instante.
Ella. Mi amor.

miércoles, 2 de enero de 2013

Mi próxima meta será aprenderme esta canción:
~Low

Zafiro

Algo tan chico, tan pequeño, pero lleno de significados. Puede que uno de ellos sea amor aunque hoy no quiero verlo, no quiero saber nada de él porque me pongo triste. Aunque he de decir que es lo mejor de mi vida, mi Zafiro.

Ironía

No hay canción que me distraiga. Hoy no hay nada que haga que se me olvide lo que ha pasado. No sé realmente como ha sido ni de quién es la culpa. Es más, dudo que alguien sea el culpable. A lo mejor ha sido el árbol que me ha mirado mal. No lo sé, ni quiero saberlo.
¿Arreglarse? No tengo ni idea de si se podrá arreglar porque a lo mejor no quiere arreglarlo. Definitivamente, no sé que pensar porque la realidad cambia en cuestión de segundos, pasa de ser el mejor de los presentes a uno de los peores... y eso que hoy es el segundo día del año. Empezamos bien entonces.